martes, 4 de mayo de 2010

Walt Whitman (1819-1892)



















Surgirá un nuevo orden
y sus hombres serán
los sacerdotes del hombre,
y cada hombre será
su propio sacerdote

2 comentarios:

  1. HERMOSO PENSAMIENTO,HERMOSA PAGINA Y HERMOSA MUJER.

    ResponderEliminar
  2. Tulio,
    Qué bonito comentario.
    ¡Muchas gracias!

    ResponderEliminar